PEÑALOSA, MUNDOAVENTURA Y “LA CONEJA” HURTADO

El parque Mundoaventura, donde el 2 de noviembre hubo un accidente por aparente falta de mantenimiento, enlaza a los hermanos del alcalde Peñalosa y a María del Pila Hurtado. Un entramado de corrupción con un bien de todos los bogotanos.

Por: Alex Guardiola Romero

En 1994, el Instituto de Recreación y Deportes de Bogotá –IDRD- suscribió con la Cámara de Comercio de Bogotá el contrato de arrendamiento No. 280, en el que se estableció que el IDRD entregaba en calidad de arrendamiento por 25 años a la Cámara de Comercio el bien denominado “Parque Metropolitano Rodrigo Lara Bonilla”, antiguo hipódromo de Techo, un predio público de 131.821,10 Metros cuadrados donde hoy funciona el parque Mundoaventura.

coneja-penalosa

En ese contrato, se fijó un pírrico canon de arrendamiento del 1% sobre los ingresos brutos que generara el parque a partir de su segundo año de funcionamiento, canon que según se establece en el contrato resulta pagadero “en especie”, representado en obras y/o mejoras que el arrendatario debía desarrollar en la infraestructura del parque. Es decir, el primer año la Cámara de Comercio de Bogotá explotó de manera gratuita el parque, y a partir del segundo año ejecutaba obras y/o mejoras a manera de canon de arrendamiento al IDRD, por la irrisoria suma del 1% de los ingresos brutos percibidos por la explotación del parque.

El contrato  fue suscrito por el entonces Alcalde Mayor Jaime Castro, por el entonces director del IDRD Hernán Cortés Parada y por la vicepresidenta ejecutiva de la Cámara de Comercio de Bogotá María Fernanda Campo, quien fuera designada  Ministra de Educación el 7 de agosto de 2010.

Aparece la familia Peñalosa

La Cámara de Comercio de Bogotá cedió el contrato el día 03 de julio de 1996 a la corporación CORPARQUES, creada especialmente para el caso apenas 52 días después de suscrito el arrendamiento. La cesión contó con la autorización del IDRD, tanto de su Junta Directiva como del Director de la época, Guillermo Peñalosa Londoño, hermano del hoy alcalde Enrique Peñalosa, a quien le fue dictada orden de captura cuando se desempeñaba como director de Pro-export en Canadá y como consecuencia de investigaciones por presunta corrupción en su paso por el IDRD.  Para la época de la cesión, como consta en el acta levantada para tales efectos, obraba como representante legal de la Cámara de Comercio de Bogotá el señor Guillermo Fernández De Soto, quien fuera Ministro de Relaciones Exteriores del gobierno Pastrana.

“La Coneja” y los Peñalosa

Siendo directora del IDRD la hoy condenada por la justicia María Del Pilar Hurtado, ex directora del DAS durante el episodio de las “chuzadas”, se acordó con CORPARQUES una modificación al contrato de arrendamiento a través del modificatorio No. 2, en el que se establecía que los arrendatarios CORPARQUES eran los únicos con potestad para fijar las normas de uso de las zonas comunes de la totalidad del predio, incluso por encima de terceros que también tuvieran derechos sobre cualquier espacio del parque: “la arrendataria fijará las normas de uso de las zonas comunes, normas que serán acatadas por los terceros que cuenten con derechos sobre alguna parte del inmueble que conforma la totalidad del parque”. En otras palabras, era CORPARQUES quien ponía las reglas no sólo en su espacio arrendado sino sobre la totalidad del predio, incluidos los espacios que eran usados por las ligas de bolos y fútbol.

Además, y como si fuera poco, el IDRD a través de ese modificatorio No. 2 en el literal g de la cláusula décima primera, se obliga a permitir que el arrendatario entregue libremente en concesión espacios del parque, sin que haya participación económica del IDRD en dicha concesión.

Otra vez Peñalosa, pero ahora como arrendatario

Siendo directora del IDRD, María Consuelo Araújo, hoy secretaria de Integración Social del alcalde Peñalosa, se suscribe un modificatorio No. 5 al contrato, y sorprende que quien lo suscriba de parte de CORPARQUES sea el señor Julián Peñalosa Londoño, hermano del exdirector del IDRD, Guillermo Peñalosa Londoño y también hermano del hoy alcalde Enrique Peñalosa Londoño. Es decir, los Peñalosa Londoño estuvieron en la administración del IDRD, entidad que entregó el parque en arrendamiento, y como representante legal de la empresa beneficiario de ese arrendamiento.

Entregaron a un privado un bien público

El IDRD, en la parte considerativa del contrato, establece que se encuentra facultado para entregar en arrendamiento el predio donde hoy funciona Mundo Aventura, en razón de la facultad que le otorga el numeral 8 del artículo 2 del acuerdo 04 de 1978 que establece que “…dentro de sus funciones, el INSTITUTO puede celebrar toda clase de negocios jurídicos, de administración, disposición, gravamen o compromiso de sus bienes o rentas…”, desconociendo normativa superior que protege los bienes fiscales de uso público. Es decir, el IDRD consideró en su momento que podía disponer del bien fiscal de uso público dándolo en “arrendamiento”.

A través del modificatorio No. 6 de 9 de octubre de 2002 al contrato de arrendamiento, se estableció que desde el 1 de enero de 2003 la arrendataria debía pagar al IDRD el 1% de los ingresos brutos del parque, a manera de canon, el cual debía pagarse en su totalidad en la tesorería del IDRD a través de cheque o consignación. Adicionalmente, se estableció que los recursos provenientes del cobro de la entrada estaban destinado en un 50% a ser invertidos en las obras que el IDRD señalara en cualquier parques, mientras el 50% restante se invertiría en el mismo Mundo Aventura; es decir, la mitad de lo recaudado por cobro de la entrada se reinvertía en la infraestructura que tenía Corparques a su cargo. Como quien dice, los bogotanos pagábamos la infraestructura que los privados explotaban y de la cual eran dueños en la práctica.

El 1 de agosto de 2003, la directora encargada del IDRD, Ana Edurne Camacho Corredor, entregó en arrendamiento mediante el modificatorio No. 7, otra área del predio, esta vez el área de Paddock, en la que se construyó lo que se denominó Polideportivo Social, con recursos provenientes del programa de Mantenimiento de Parques del IDRD. Es decir, con recursos públicos se construyeron obras que fueron entregadas a particulares en arrendamiento, quienes a su vez cobraban por la entrada al parque.

Anuncios

noviembre 3, 2016. Etiquetas: , , , , , , , . Uncategorized.

Dejar un comentario

Be the first to comment!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback URI

A %d blogueros les gusta esto: